Suelo radiante

El suelo radiante es un sistema de calefacción que emplea uno de los paramentos de un local como emisor de calor. El emisor puede ser cualquiera de los paramentos de los locales a calefactar (suelo, paredes o techo), pero lo más corriente es emplear el suelo.

Dada la extensión superficial del emisor se emplean bajas temperaturas, porque la emisión depende de la diferencia de temperaturas entre el emisor y el ambiente y de la superficie del emisor (a mayor superficie de emisión será necesaria una diferencia de temperaturas menor). Algunas normativas limitan esta temperatura del suelo a 28 o 29 oC.

La gran ventaja de este sistema de calentamiento es que incide sobre la temperatura resultante, en la que intervienen la temperatura radiante media y la temperatura seca del aire, de modo que, en este caso, al haber una temperatura radiante media más alta, puede bajarse la temperatura seca del aire dos o tres grados, disminuyendo en esa medida las pérdidas de calor del local hacia el exterior, sin disminuir las prestaciones en cuanto a comodidad térmica (sensación térmica).

En el suelo radiante, la temperatura a la que el agua fluye por su interior es moderada, de 35 a 45 oC, a diferencia de los 70-90 oC del sistema que utiliza radiadores, por lo que podría usarse con colectores solares, sin necesidad de calentador de apoyo.

*Avalados por los mejores fabricantes del sector, en Hydragim ofrecemos un estudio detallado y personalizado para las necesidades de cada cliente. Si desea solicitar una oferta póngase en contacto con nosotros a través de nuestro email info@hydragim.es.

Para consultar otros fabricantes:

Suelo radiante

​Pedir información o presupuesto de los modelos disponibles

Autorizo de manera expresa a HYDRAGIM SUMINISTRES S.L.U. para que trate mis datos de carácter personal, con un fin de prospección comercial. HYDRAGIM SUMINISTRES S.L.U. le garantiza que sus datos, no serán cedidos a terceros, salvo aquellos necesarios para la prestación del servicio y en los supuestos legales.